jueves, 8 de octubre de 2015

Abre las aulas

En los últimos años, la educación en España ha sido un campo de batalla para los políticos: los cambios de leyes educativas han llegado con cada gobierno, afectando a los planes de estudio, a la financiación de las escuelas, a todos los aspectos de la vida educativa. Por otro lado, la crisis económica ha sido la excusa para invertir menos en la enseñanza pública (menos profesores que trabajan más, más estudiantes en cada clase, menos dinero para becas, etc.), al mismo tiempo que cada vez se da más dinero a las escuelas privadas (en España llamamos concertadas a las escuelas privadas que reciben dinero público, así que tenemos tres tipos de educación: pública, concertada y privada). 

Por todo esto, no es extraño que haya habido numerosas huelgas (forma de protesta que consiste en no trabajar, o, si se trata de estudiantes, en no ir a las clases) y manifestaciones (reunión pública de personas que protestan recorriendo algunas calles) en el sector educativo, aunque no han servido para nada:


llenamos las calles
Calle Fuentidueña
Tomé la foto de esta pintada en los muros de un instituto de enseñanza pública de la Villa de Vallecas. Es un llamamiento a hacer huelga el 24-O (24 de octubre). Quieren vaciar las aulas (que ningún estudiante vaya a las salas donde se dan las clases) y llenar las calles de estudiantes protestando.

En la fachada de otro instituto muy céntrico y muy antiguo, el Cardenal Cisneros, vi esta otra pintada:


echa a volar
Calle de los Reyes
Esta pintada tiene un aire mucho más poético, ¿verdad? No parece una pintada de protesta, pero en el fondo creo que sí lo es. Quizá tú la entiendas de otra manera, pero a mí me parece que nos dice que el mundo educativo a veces es muy cerrado y está lleno de normas, y que en ese mundo no tienen mucha importancia valores como la imaginación, la creatividad y la libertad. Y parece que cada vez menos: nuestros gobernantes actuales son más partidarios de que los niños aprendan religión, economía o informática, y además sin ningún sentido crítico.

Por eso la pintada invita a los profesores o a los estudiantes o a ambos a abrir las aulas y echar a volar (desarrollar su libertad y su imaginación fuera de los centros educativos). Echar a, aquí, significa 'empezar a'; solamente usamos echar con este significado en combinación con algunos verbos de movimiento (echar a correr, echar a volar, echar a andar), y echarse, en forma reflexiva, que usamos sobre todo con llorar (De repente, se echó a llorar). La forma echar a andar se usa también, metafóricamente, con el significado de 'empezar a funcionar algo': Ya ha echado a andar el campeonato de fútbol.

Unos ejemplos para que recuerdes mejor este uso del verbo echar:


echar a correr echar a volar echarse a llorar


Tengo que echar a correr ya para no llegar tarde a clase, así que ¡hasta pronto!



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Tus comentarios me encantan y me emocionan. ¡Soy así de vanidosa! Bueno, en serio, la verdad es que me encantaría que comentaras todo lo que te ha venido a la cabeza mientras leías la entrada. ¡Gracias por ayudarme a mejorar! Los comentarios no se publicarán automáticamente, los leeré antes para evitar el spam, así que puedes tardar unas horas en ver tu comentario publicado.